Casa Colonial Amatista

La casa colonial Amatista, construida en el siglo XVIII, es una joya histórica ubicada en el corazón de Trinidad, Cuba, a solo 50 metros de la emblemática plaza mayor.

Esta ubicación privilegiada permite a los visitantes sumergirse en la rica historia y cultura de la región, ya que se encuentra en proximidad inmediata a diversos museos, la Casa de la Música y otros puntos de interés cultural.

La hospitalidad de la señora Hiraida López Téllez y el señor José Luis Garmendia es otro aspecto que garantiza una estadía memorable en la Casa Colonial Amatista.

Su cálido recibimiento y atención personalizada hacen que cada visitante se sienta como en casa, asegurando una experiencia llena de gratas vivencias y descubrimientos culturales.

Email: Amatista House

Historia y Ubicación

Casa Colonial Amatista ha sido meticulosamente restaurada para mantener su encanto colonial, conservando elementos arquitectónicos originales que evocan la época en la que fue construida.

Los detalles en madera tallada, los amplios patios interiores y los techos altos son fieles testigos de su historia. Sin embargo, la restauración también ha incorporado las comodidades modernas necesarias para asegurar una estancia confortable y agradable.

La combinación de lo antiguo y lo nuevo crea una atmósfera única que permite a los huéspedes experimentar de primera mano la esencia de la Cuba colonial.

La ubicación de la Casa Colonial Amatista es otro de sus grandes atractivos. Estar a pocos pasos de la plaza mayor facilita el acceso a una vibrante vida cultural.

La cercanía a la Casa de la Música ofrece la oportunidad de disfrutar de actuaciones en vivo que celebran la rica tradición musical cubana.

Además, los museos cercanos permiten a los visitantes explorar la historia local y el patrimonio artístico de la región.

Esta cercanía a diversos puntos de interés hace de la Casa Colonial Amatista una opción ideal para aquellos que desean una inmersión completa en la cultura y la historia cubana.

En resumen, la Casa Colonial Amatista no solo es una casa colonial bien conservada, sino también un portal hacia la riqueza cultural e histórica del pueblo.

Su ubicación estratégica y su restauración cuidadosa la convierten en un destino ineludible para los amantes de la historia y la cultura.

Alojamiento en la Casa Colonial Amatista

La casa colonial Amatista cuenta con cuatro habitaciones decoradas en estilo colonial, cada una diseñada para ofrecer una experiencia única y confortable.

Estas habitaciones están equipadas con aire acondicionado, asegurando un entorno fresco y agradable, independientemente del clima exterior.

Además, cada habitación dispone de baños privados con agua fría y caliente, brindando todas las comodidades necesarias para una estancia placentera.

El ambiente en estas habitaciones es acogedor, ideal para relajarse después de un día explorando el encantador pueblo de Amatista.

Los detalles coloniales en la decoración, como muebles de madera tallada y textiles tradicionales proporcionan una experiencia que transporta a una época pasada.

Sin embargo, estas características históricas no comprometen la comodidad moderna, permitiendo disfrutar de lo mejor de ambos mundos.

Los visitantes pueden esperar un refugio tranquilo donde descansar, con la seguridad de que todas sus necesidades serán satisfechas.

Las habitaciones están diseñadas para combinar el encanto del pasado con las facilidades contemporáneas. Haciendo de la estancia en la Casa Colonial Amatista una experiencia inolvidable.

La atención al detalle en la decoración y el confort demuestra un compromiso por ofrecer una hospitalidad de alta calidad.

Gastronomía Cubana de la Casa Colonial Amatista

La Casa Colonial Amatista se enorgullece de ofrecer a sus visitantes una auténtica experiencia culinaria cubana. Disponible durante el desayuno, almuerzo y cena, por un costo adicional.

Los huéspedes tienen la oportunidad de deleitarse con una amplia variedad de platos tradicionales, preparados con ingredientes frescos y técnicas ancestrales que reflejan la rica herencia culinaria de Cuba.

Entre las opciones más destacadas, se encuentran la exquisita langosta y los camarones a la plancha, preparados con un toque de ajo y limón que realza su sabor natural.

Para los amantes del pollo, el pollo frito cubano es una opción que no se debe pasar por alto, caracterizado por su crujiente exterior y jugosa carne interior.

El cerdo, ingrediente fundamental en la cocina cubana, se presenta en diversas preparaciones, como el cerdo asado, marinado con una mezcla de especias y cítricos, y el lechón, cocido lentamente hasta alcanzar la perfección.

Los acompañamientos en Amatista son igualmente impresionantes. El arroz, básico en cualquier comida cubana, se sirve en varias formas, desde el sencillo arroz blanco hasta el sabroso arroz congrí, mezclado con frijoles negros.

La sopa de frijoles, rica y sustanciosa, es otro plato que no debe faltar en tu visita. Los vegetales frescos, los tubérculos como la yuca y el boniato, y las frutas tropicales, como la piña y el mango, complementan perfectamente los platos principales, ofreciendo un equilibrio de sabores y texturas.

Para culminar la experiencia gastronómica, no puedes dejar de probar el tradicional mojito cubano.

Esta refrescante bebida, hecha con ron, azúcar, jugo de limón, agua gasificada y menta. Es perfecta para disfrutar en la compañía de amigos y familia, brindando un toque final perfecto a tu visita culinaria en Amatista.

UBICACIÓN

Casa Colonial Amatista se encuentra estratégicamente ubicada, permitiendo un fácil acceso a una variedad de atracciones locales que enriquecen la experiencia de cualquier visitante.

A tan solo 50 metros de distancia, la terminal de autobuses facilita la movilidad, permitiendo explorar los alrededores sin complicaciones.

Entre las joyas que se pueden descubrir en las proximidades de Amatista, destaca el centro histórico, un lugar que encapsula la esencia colonial de la región.

Pasear por sus calles empedradas es como viajar en el tiempo, con cada esquina revelando un pedazo de historia. La Casa de la Música, otro punto de interés cercano, ofrece una vibrante muestra de la rica tradición musical cubana. Aquí, los visitantes pueden disfrutar de música en vivo y sumergirse en los ritmos que han dado fama a la isla.

Los museos de la zona no se quedan atrás en cuanto a atractivo. Cada uno proporciona una visión única de la historia y cultura local, desde arte y antropología hasta la historia revolucionaria.

La iglesia Santísima Trinidad, con su arquitectura imponente y su atmósfera serena, ofrece un refugio espiritual y una muestra del patrimonio religioso de la localidad.

La Canchánchara y la Casa de la Trova son lugares imperdibles para aquellos que deseen experimentar la auténtica vida nocturna cubana. La Canchánchara, famosa por su bebida homónima, combina la música en vivo con la historia local en un ambiente acogedor.

Por otro lado, la Casa de la Trova es el epicentro de la música tradicional cubana, donde los trovadores mantienen viva la tradición con sus interpretaciones.

Lugar:  Trinidad, Sancti Spiritus

Precios: Habitación desde 30 €, £ or USD para dos personas, si son mas personas 5€ por cada una adicional

Dirección: Piro Guinard No. 366, entre Juan Manuel Márquez y Fernando Hernández Echerri, Trinidad, Cuba

Habitaciones: 4

Email: Amatista House